HACIENDA NOTICIAS

EL AYUNTAMIENTO CONTINÚA DISMINUYENDO LA PRESIÓN FISCAL DE LOS VECINOS.

Aliviar la presión fiscal de los vecinos de Manilva es uno de los objetivos en los que trabaja arduamente el Equipo de Gobierno.

A través de un trabajo eficaz, la Delegación de Hacienda, dirigida por Marcos Ruiz, ha anunciado una nueva medida encaminada a mejorar la situación económica de los contribuyentes, a través de descuentos en el recibo del Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI).

Cabe recordar que hace unos meses se aprobó una bajada del tipo del 0.7% al 0.65% y una reducción del coeficiente de los valores catastrales, repercutiendo positivamente en 26.000 recibos.

En este caso, los vecinos tendrán una bonificación del 30% del recibo, siempre y cuando el solicitante esté empadronado, al corriente de sus pagos, con recibos domiciliados y que presenten en tiempo y forma su solicitud.

Además, la rebaja del tipo impositivo para 2018 será del 0.123%, por lo que se pasará del 0.65 al 0.6377.

Otra de las novedades que se incluyen, tal y como informaba el alcalde de Manilva, Mario Jiménez, es la de que el solicitante podrá beneficiarse durante un periodo de tres años, de estas mejoras en el pago del recibo del IBI.

Con el fin de agilizar los trámites burocráticos, durante esos años, tampoco se tendrán que presentar más solicitudes en el Ayuntamiento, siempre y cuando la situación personal del contribuyente no varíe.
Desde hoy 15 de noviembre y hasta finales de año, los contribuyentes podrán entregar la documentación necesaria.
Con estas nuevas medidas, el Consistorio dejará de ingresar 250.000 euros en pos de beneficiar a la población y sin que ello suponga una merma en mejorar las infraestructuras y servicios municipales.

Compartir