LIMPIEZA Y T.R.S. NOTICIAS

No olvides utilizar el Punto Limpio

Desde el Ayuntamiento de Manilva se insiste en el uso del Punto Limpio, ya que esto contribuirá a mejorar la limpieza en nuestra localidad.

Cabe recordar que el Punto Limpio, ubicado en el polígono de La Dehesilla, está abierto de lunes a viernes en horario de 9 de la mañana a 7 de la tarde y los sábados de 9 de la mañana a 2 de la tarde, y aunque a diario es utilizado por muchos ciudadanos, se hace necesario recordar que está prohibido dejar enseres junto a los contenedores de basura por el impacto visual que conlleva.

El usuario doméstico, nunca empresas ni grandes ni pequeñas, llegará a la oficina de la citada instalación y el operario le recibirá para darle información y tomarle los datos, antes de hacer uso de las instalaciones. Solo se admiten residuos generados por particulares y no de origen industrial.

Nos encontraremos con dos zonas diferenciadas:

Una plataforma inferior a la que principalmente tienen acceso los camiones de las empresas gestoras autorizadas para la retirada de los contenedores cuando estos estén llenos, así como la cuba para vertido de escombros, a la cual tienen acceso los usuarios, bajo la supervisión del operario.

La cantidad kilos de residuos será de un máximo de 5 sacas diarias.

En la Plataforma superior, existe una zona cubierta, para depositar elementos que puedan verse deteriorados por las inclemencias del tiempo, así como una zona de recogida de residuos especiales que por su naturaleza puedan producir derrames, en la cual se encuentra una arqueta para la recogida de lixiviados vertidos o derramados.

Por otro lado, encontramos contenedores de gran volumen para maderas, restos de podas, plásticos rígidos, material férrico y voluminosos.

En los contenedores de pequeño volumen, se depositan papel, envases y vidrio.

También serán recogidos residuos como pilas y baterías, electrodomésticos, teléfonos móviles, material electrónico e informático, restos de pintura, barnices, aceite de cocina y de motor, lámparas fluorescentes, bombillas, tubos halógenos, espejos, aerosoles, muebles, enseres de cocina (como sartenes, vajillas, etc.), colchones, calzado, objetos voluminosos, juguetes viejos, maderas, restos de podas, escombros y chatarra.

Algunos de los materiales que no se admiten en los puntos limpios son:

Residuos orgánicos, residuos infecciosos, residuos o materiales explosivos, neumáticos, residuos radiactivos, residuos derivados de la actividad industrial, independientemente del sector, así como residuos sin identificar o sin segregar (por ejemplo una caja o un contenedor con basura de todo tipo).

Compartir